Situación | Fundación Vida Silvestre Argentina

Situación



 rel=
Archivo La Nación
© Vista aérea de Idiazábal, pueblo situado a unos 230 kilómetros de Córdoba capital.
Para mantener la temperatura global promedio por debajo de los 2ºC, es necesario reducir las emisiones de los Gases de Efecto Invernadero (GEI) en al menos un 80% en 2050, respecto a los niveles de 1990. La reducción de GEI debe ser la mayor respuesta política de los países desarrollados, quienes tienen la responsabilidad ineludible de liderar el camino hacia un futuro “neutral en carbono”, con el objetivo de mantener el incremento de la temperatura por debajo de los 2˚C.

Los gases de efecto invernadero (GEI) crean una banda de gases alrededor de la Tierra que impiden que la radiación solar se refleje de vuelta al espacio. El efecto invernadero mantiene la superficie de la Tierra dentro de un rango de condiciones que hace que la vida en la Tierra, tal como la conocemos, sea posible. Los principales GEI son el vapor de agua (H2O), el dióxido de carbono (CO2), el óxido nitroso (N2O), el metano (CH4) y el ozono (O3).

Entre todos podemos reducir las emisiones de GEI. Cada uno de nosotros, en nuestra vida cotidiana, puede evitar la emisión de toneladas de CO2 modificando algunas conductas habituales. Aunque todas las acciones suman, el impacto de un individuo no es equiparable al de las grandes industrias ni al de los países desarrollados, emisores históricos de GEI. Estos actores tienen el deber indiscutible de mitigar sus emisiones y de financiar soluciones para los daños, actuales y futuros, causados en los países en desarrollo y regiones vulnerables, como el Polo Norte y la Antártida. Por su parte, los países en vías de desarrollo también pueden aportar como bloque a la mitigación de GEI. 
 
	© En la Argentina, el sector energético genera el 50%de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI), responsables del cambio climático
© En la Argentina, el sector energético genera el 50%de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI), responsables del cambio climático