Nuevas Fuentes de Energía



El 86% de la energía que se utiliza en la Argentina proviene del gas y del petróleo. Algo similar ocurre en el resto del mundo. Esta estructura debe comenzar a transformarse inmediatamente para lograr un cambio radical en el largo plazo.

Estamos convencidos de que la Argentina debe ir reemplazando este esquema mediante la incorporación de energías provenientes de fuentes limpias. Actualmente, nuestro país tiene un gran potencial para desarrollar la energía eólica, la biomasa (con las debidas consideraciones ambientales y sociales), y el aprovechamiento directo de la energía solar.
 
En paralelo, consideramos que el gas natural puede actuar como un combustible de transición, y proponemos evitar el uso de carbón, energía nuclear o grandes represas. 
 
Pero, insistimos en que es fundamental disminuir nuestro consumo de energía para reducir la construcción de nuevas centrales.
 
© La energía eólica es una alternativa para reducir el actual consumo energético basado en combustibles fósiles
© La energía eólica es una alternativa para reducir el actual consumo energético basado en combustibles fósiles